Influencers o el amor en tiempo de redes

Cuando las redes sociales se convirtieron en una parte intrínseca del crecimiento exponencial de las empresas nació una nueva figura protagonista en el marketing de contenidos: el señor Influencer. ¿Y quién es ese pájaro? Es “aquella persona que tiene un índice de seguidores alto, por encima de la media, con capacidad de influir a la audiencia a través de sus contenidos”. Estos líderes de opinión tienen el poder: el 80% de las impresiones en Internet están en manos de un 6% de los usuarios. Por ello, el influencer se presenta como un atractivo trofeo que conseguir, jugando limpio.

No todos son buenos para ti

No todos los influencers son buenos. Como es habitual, cantidad no significa calidad. Por ello, más que un influencer con muchos seguidores, hay que apuntar hacia el que tiene más seguidores de calidad, relacionados con el sector de tu negocio. Existen plataformas como Klout que te ayudan a ver el número de interacciones que tiene un influencer en las redes, pero no te marca la calidad de sus seguidores. No te dejes engañar por el primero que pase: haz un seguimiento exhaustivo y monitoriza una por una por una a todas esas personas que pueden ser firmes candidatas. Averigua a qué se dedican, si son más de Blur que de Oasis, si dan charlas, cursos…y entérate de qué rol desempeñan profesionalmente.

Peces en el agua

La selección depende de tu estrategia de marketing, que has de definir previamente. Hay cuatro niveles de influencers: celebridades, comunicadores (blogueros y periodistas), fans y amigos. El Cuerpo de la Policía Nacional de España es un buen ejemplo de candidato, si tu target se adapta. Con 1,74 millones de seguidores en twitter no se cansa de lanzar tuits indudablemente creativos y divertidos, orientados muchas veces a la juventud. Seguro que los promotores del concierto de ACDC en Madrid se alegraron de ver que citaban su hashtag, aunque fuera para lanzar un mensaje de educación vial.

Averigua por dónde se mueve

Twitter, Blogs y Facebook son las plataformas mejor valoradas para llevar a cabo campañas de relación con influencers en Europa. Ojo: Instagram viene pisando fuerte y los influencers lo aman, quien avisa no es traidor. Y, si tu objetivo es un pájaro yanqui, entonces es el Facebook quien corona el ranking.

 Tírale los trastos, con elegancia

Los influencers son buenos, y lo saben. Sedúcelo con la constancia: demuéstrale lo profesional que eres, cítale, retuitéale, comenta en su página lo mucho que te gusta y lo maravilloso que es. Eso sí, no olvides continuar con el ejercicio social media que vienes haciendo con tus colaboradores de marca. Recuerda que el marketing de contenidos se confirma cada vez más como el marco predilecto para estas relaciones, mientras que la comunicación corporativa hará que se aleje.

El amor no se compra

El influencer se enamorará de ti por tus cualidades, pero también por lo que puedes ofrecerle: el aumento de su alcance y la mejora de la calidad de sus contenidos. Según las marcas, estas son las principales motivaciones de los líderes online. Y no te engañes, solo el 17% de los europeos paga a sus candidatos. El amor verdadero no se compra, se cosecha.

comments.php

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Autor

La Chincheta